Aleteia logoAleteia logoAleteia
jueves 30 mayo |
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

Cuidemos nuestras palabras para construir personas fuertes

Cuidar las palabras

pathdoc | Shutterstock

Mónica Muñoz - publicado el 20/09/23

Sin pensarlo, a veces proferimos palabras que pueden dejar daños permanentes en las personas que amamos, oremos para sanarles esas heridas y pongamos remedio

La neurociencia está muy avanzada en la actualidad, y la psicología ha hecho uso de ella para que comprendamos el efecto que las palabras tienen en el cerebro humano. Ahora sabemos que todo lo que decimos, sobre todo a los niños, dejará huellas en su cerebro y crecerán con las ideas que habrán construido a partir de lo que escuchen de nosotros. Así pues, si nos oyen fortaleciendo su autoestima, alabando sus logros, corrigiéndoles con cariño cuando cometen un error, crecerán con comportamientos correctos y empáticos hacia sí mismos y hacia los demás.

Y, en general, todas las relaciones humanas se basan en la buena comunicación que tengamos con quienes nos relacionamos; de la misma manera, la oración hará su obra en nuestra alma porque con quien hablamos es con nuestro Padre celestial. La Sagrada Escritura da soporte a la fuerza de la Palabra de Dios, como leemos en el libro del profeta Jeremías:

«La palabra del Señor llegó a mí en estos términos: ‘Antes de formarte en el vientre materno, yo te conocía; antes de que salieras del seno, yo te había consagrado, te había constituido profeta para las naciones’. Yo respondí: ‘¡Ah, Señor! Mira que no sé hablar, porque soy demasiado joven’. El Señor me dijo: ‘No digas: Soy demasiado joven, porque tú irás adonde yo te envíe y dirás todo lo que yo te ordene. No temas delante de ellos, porque yo estoy contigo para librarte –oráculo del Señor –’. El Señor extendió su mano, tocó mi boca y me dijo: ‘Yo pongo mis palabras en tu boca'».

(Jr 1, 4-9)

Pidamos inspiración al Espíritu Santo

Fernando-de-Gorocica-CC-BY-SA-4.0-httpscreativecommons.orglicensesby-sa4.0-via-Wikimedia-CommonsEspiritu_Santo.

Por eso, para hablar con las palabras adecuadas, es necesario que ejercitemos nuestra voluntad y recordemos que no hay que hacer a otros lo que no queramos que nos hagan, hablando con todos, con caridad cristiana, para constituir personas fuertes, amadas y seguras, pensando en que Dios quiere que nos tratemos con amor, como nos insiste Jesús en los capítulos 13 y 15 del Evangelio de san Juan:

«Les doy un mandamiento nuevo: ámense los unos a los otros. Así como yo los he amado, ámense también ustedes los unos a los otros. En esto todos reconocerán que ustedes son mis discípulos: en el amor que se tengan los unos a los otros».

(Jn 13, 34-35)

Para reforzar esta decisión, invoquemos al Espíritu Santo con esta oración de la beata Conchita Cabrera de Armida:

ORACIÓN
Desde hoy, te quiero consagrar, Espíritu
Santo, mi cuerpo con sus sentidos, mis fuerzas y
pensamientos, mi vida entera, y grabar en mi
corazón, con letras de fuego, estas palabras: ¡Ven, oh Santo Espíritu, quiero amar con todo mi corazón al Padre, con toda mi alma al Hijo, con todas mis fuerzas, con todos los latidos de mi corazón a Ti,
Esplendor del Padre y del Hijo, Espíritu Santísimo!
¡Oh María!, por Ti se va al Espíritu Santo;
eres el más suave y seguro medio para que Él venga
a reinar en los corazones. iRuégale hoy que venga,
cuanto antes, a unir las voluntades, a traernos la
paz, a triunfar de los odios entre los que somos hermanos de Jesús e hijos tuyos! Amén.

Palabras de Jesús que te harán sentir especial

Tags:
espiritu santooraciónvirgen maria
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.