Aleteia logoAleteia logoAleteia
martes 27 febrero |
Aleteia logo
Cultura e Historia
separateurCreated with Sketch.

Los pueblos de la Biblia: los hititas, terrores de los hebreos

david-uriah_0040121_0976.jpg

SuperStock / Aurimages

El rey David entregando la carta a Urías, 1611, Pieter Pietersz Lastman.

Philippe-Emmanuel Krautter - publicado el 17/05/23

¿Quiénes son los hititas, pueblo de la Biblia asentado en Anatolia mencionado más de treinta veces por el Antiguo Testamento y cuyo solo nombre hizo temblar a muchas civilizaciones?

El origen bíblico de los hititas (a su vez llamados Khiti por los egipcios, Hatti por los asirios) se remontaría a Het, segundo hijo de Canaán, hijo él mismo de Cam nacido de Noé y del que serían descendientes…

El nacimiento histórico de los hititas parece más complejo y resultaría de la asimilación de los migrantes de origen indoeuropeo a las poblaciones indígenas asentadas en Anatolia central o Asia Menor (principalmente las actuales Turquía y Siria) a principios del segundo milenio .

hittite-1.jpg
Mapa del Imperio hitita en su mayor extensión, con el hogar hitita c. 1350-1300 a.C. AD representado por la línea verde.

De esta integración vendría así el pueblo hitita, habiendo tomado los recién llegados el nombre de los nativos inicialmente llamados hititas, imponiendo los emigrantes su lengua. A la vista de investigaciones históricas recientes, parece que el lugar asignado a este pueblo bíblico, que cayó casi en el olvido hasta el siglo XIX, y que ahora se revaloriza, corresponde bastante fielmente al testimonio del relato bíblico…

Un buen acuerdo inicial

La primera mención bíblica de este pueblo aparece en el libro del Génesis en la ya clásica lista de pueblos bíblicos y en la que Dios promete a Abraham durante la Alianza que el territorio de los hititas será entregado a los hebreos.

Contrariamente a lo que cabría esperar, el primer contacto bíblico entre hititas y hebreos fue pacífico e incluso cordial. En efecto, a la muerte de la esposa de Abraham, Sara, a la edad de 127 años en tierra hitita, la Biblia relata que el patriarca pidió a los hititas el derecho de adquirir una propiedad funeraria para enterrar allí a su esposa.

Estos últimos aceptaron que Sarah fuera enterrada en su país. Después de que Abraham pagó una suma de dinero por la tierra, Sara fue enterrada en el país de los hititas y sus habitantes incluso le garantizaron a Abraham que velarían por el entierro de su difunta esposa.

Relaciones conflictivas

Sin embargo, este buen entendimiento no iba a durar cuando Josué sucedió a Moisés y se dispuso a conquistar la Tierra Prometida. Éste en efecto se encontró en su camino con el pueblo de los hititas unido con los amorreos y los cananeos bien decididos a no dejarse despojar de sus tierras. Los hititas se convirtieron así en enemigos formidables para Israel…

En tiempos de Josué, parecería según el libro de Números que los hititas residían entonces en las regiones montañosas y que estas codiciadas tierras debían corresponder al actual Líbano y parte de Siria (Nb 13, 29):

Los amalequitas habitan el país del Negev; los hititas, jebuseos y amorreos habitan en las montañas; los cananeos habitan junto al mar ya las orillas del Jordán.

Subrayemos, sin embargo, que a pesar del anatema de la narración bíblica que pesaba sobre el pueblo hitita por su oposición a Israel y que según la Biblia debía ser completamente exterminado, la realidad histórica era otra.

De hecho, los hititas seguirán estando presentes en la historia bíblica e incluso estarán entre las filas del ejército del rey David, como Ahimelec o Urías, el marido de la famosa Betsabé, ambos mencionados en el Libro de Samuel. Salomón, hijo de David, también recurrirá a los heteos como sabemos del segundo Libro de las Crónicas (2 Cr 8, 7-8):

Quedó toda una población de heteos, amorreos, ferezeos, heveos y jebuseos, que no eran de Israel. A aquellos de sus hijos que quedaron en la tierra después de ellos, ya quienes los hijos de Israel no habían destruido, Salomón los requisó para trabajos forzados hasta el día de hoy.

Los estrechos lazos tejidos entre Israel y los hititas justifican el importante lugar que se otorga a este pueblo en las Sagradas Escrituras, siendo confirmado el testimonio de estos últimos por las más recientes investigaciones históricas.

Tags:
bibliacultura
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.