Aleteia logoAleteia logoAleteia
sábado 20 julio |
Aleteia logo
Curiosidades
separateurCreated with Sketch.

¿Qué comían los profetas y personajes de la Biblia?

ISRAELITES GATHERING MANNA

Public Domain

Salvador Aragonés - publicado el 23/01/20 - actualizado el 18/10/23

¿Cuál era la dieta de los personajes del Antiguo Testamento? Su alimentación variada y saludable puede sorprenderte e inspirarte a probar otros alimentos

Los personajes del Antiguo Testamento, desde los Patriarcas hasta el pueblo de Israel, tenían una dieta que correspondía a la flora y fauna de zonas desérticas.

En ese tiempo, existía ya un rico comercio entre las zonas de Asia del sur, Mesopotamia, Arabia, Palestina, Yemen, Egipto y África oriental (Somalia) y hasta Asia oriental, por donde circulaban, entre otras muchas mercaderías, las especias para la comida, los ungüentos y óleos para el uso religioso y para el embellecimiento personal, además de los frutos secos y los disecados.

La comida y la bebida son el reflejo de la historia y geografía de los pueblos, en los que se refleja su cultura y su religión. Estos son los productos que comieron los personajes del Antiguo Testamento, que hoy en día son considerados saludables:

1
LECHE

En el libro del Éxodo (3, 8 y 13, 5) ya aparece la tierra prometida como aquella en la que emana «leche y miel». La leche, por lo general, era de cabra o de oveja. La leche de vaca no era apreciada porque se descomponía demasiado pronto.

pics-wordpress-3.jpg

2
PAN

El alimento básico era el pan que se hacía con cebada y trigo, (aunque el de trigo era el mejor). Se elaboraba en forma de tortas de distintos tamaños que se tostaban sobre piedras salidas del fuego.

El pan era compartido entre los comensales y se partía con las manos. Los granos de trigo y de cebada se comían también crudos, y tostados servían como condimento de la carne y otros platos. Cuando se molían estos cereales en forma gruesa se convertían en sémola, muy apreciada.

3
lentejas

Fue por un plato de lentejas que Esaú (hijo de Isaac) vendió su primogenitura a su hermano Jacob, el gran patriarca llamado también Israel (Éxodo 25 y 27-34). El aprecio a las lentejas se debía a sus cualidades nutritivas. Además, comían otras legumbres como las habas, mijo o los garbanzos.

pics-wordpress-1.jpg

4
Miel

En este tiempo, el de los patriarcas, reyes y profetas, no se conocía el azúcar ni las papas, pues vinieron de América. Por ello, para endulzar un plato o postre se usaba la miel de abeja. Las abejas eran conocidas ya desde los primeros tiempos del hombre. En el Antiguo Testamento se criaban estos insectos porque era muy apreciada la miel silvestre. También se sacaba el dulce de los higos, sicómoros, melocotones y de la vid. 

5
Uva

La vid, cuyo fruto es la uva, fue famosa ya en la época de Noé y no podía faltar en los banquetes, que terminaban casi siempre con la embriaguez. Así aparece en los libros de Esther(embriagó al rey Asuero), Judith (embriagó al rey Holofermes) y otros, que lograron salvar al pueblo de Israel en sendos banquetes.

6
Higo

En cuanto a las frutas, destacaban el higo, melocotón, sicómoro y los dátiles, entre otros. Los higos y los melocotones se dejaban secar, y una vez secos se les ponía miel y almendras.

7
Especias

Lo que abundaba en los manjares eran las especias, algunas de las cuales eran muy costosas porque debían de importarse de países lejanos como China. Las especias no eran solo condimentos, también se utilizaban para embellecimiento, ritos religiosos, en los entierros y para el embalsamiento de cadáveres. 

8
Carne

Los personajes bíblicos también comían de la caza y de la pesca, como se desprende de los rebaños de cabritos, corderos y ovejas, vacas, y la caza de los ciervos. Y en la pesca, es elocuente el libro de Tobías, protegido por el arcángel San Rafael, que agarró un pez grande en el río Tigris (Tobías 6, 1-5).

pics-wordpress-2.jpg

9
Cereales y legumbres

Hubo una receta que Dios dio al profeta Ezequiel. Consistía en un «cocido mixto», que los italianos llaman el «Cocido mixto al modo de Dios«. Se trata de lo que Yahvé le recomendó comer al profeta (Ezequiel 4, 9-12) en su breve cautiverio: «trigo, cebada, habas, lentejas, mijo y avena».

En concreto, vemos lo que comía el rey David según dice el libro de Samuel (2 Samuel 17, 28-29):

«Trajeron catres, mantas, jarras, vasijas, trigos, cebada, harina, grano tostado, habas, lentejas, miel, leche cuajada y queso de oveja y de vaca, y se los presentaron a David y a la gente que estaba con él, para que comieran. Porque decían: ‘La gente está hambrienta, cansada y sedienta de tanto caminar por el desierto'»

¡Eso sí que era un manjar suculento de reyes! Pero podemos apreciar que todos los platos del Antiguo Testamento tienen un denominador en común: la simplicidad.

Tags:
alimentaciónantiguo testamento
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.